Subscribe:

lunes, 23 de enero de 2012

ESOS LOCOS BAJITOS

Y aquel niño, al fondo de la clase, levantó su mano y preguntó:
- ¿ Qué quiere decir "darle a la vara" ?
Ya está, ya salió la vara a relucir, lo sabía, venía  preparado  para  casi todo, y para esta pregunta, también.
- Eso es para mayores, cuando tengáis unos añitos más, lo entenderéis.


Momento de nerviosismo, ya es la hora. Son las once, tras la puerta se oye un coro de voces cantando al unísono una canción en inglés, que no consigo adivinar cuál es, espero, llega la maestra de lengua y nos saludamos.
- Buenos días, ¿ya ha salido la profesora de inglés? - Me pregunta con un aire risueño y desenfadado.
- Buenos días. No, sigue en la clase, llevo un rato esperando - le contesto fingiendo la serenidad que en esos momentos anhelaba.
Sentía un cosquilleo en el estómago, como si cientos de mariposas revolotearan en su interior, y pensaba: <<tranquilo, solo son niños>>.
Llega el momento, tras unos minutos de espera, que se me hicieron eternos la maestra llama a la puerta y abre, lo primero que vi fue a unos veinte niños sentados en sus pequeños pupitres y todos ellos en un movimiento rítmico, giraron sus cabezas en la dirección donde yo me encontraba, mi hija salió corriendo hacía mi para abrazarme y besarme, seguida de un par de amigas que gritaban como posesas en la puerta de la clase: "Evaaa, tu padreeee".
Entro en la clase, los niños recuperan sus posiciones en los pupitres y parece que la tranquilidad vuelve a reinar en el ambiente.
La maestra se dirige a los niños haciendo una pequeña presentación.
- Bueno chicos, aquí tenemos al autor del relato del que os hablé ayer, creo que no necesita mucha presentación, es el padre de Eva,¿ ya le conocéis, no?
-  ¡Hola chicos! Vengo a leeros un relato que escribí hace poco, pero antes quisiera deciros algo, si le parece bien a la maestra, claro - dije, mirándola de reojo para observar su reacción.
Ella asintió.


Lo que quiero deciros, es que como veis por mi vestimenta, yo no soy escritor, soy carpintero, pero esto no quita para que podáis conseguir lo que queráis con esfuerzo y con ilusión, con trabajo, con mucho trabajo, y de ésto es en parte de lo que habla el relato que hoy os traigo, del esfuerzo, del compañerismo, de la amistad...
Me encanta leer, cuantas más páginas tenga el libro, mejor, así dura más la historia, mi historia. La que cada uno se imagina en su cabeza, porque si os hablo de una habitación con un árbol de Navidad, cada uno va a ver su habitación y su árbol de Navidad, y eso es lo encantador de la lectura, vivir un mundo imaginario en cada cabeza .
Quería hablaros también de la importancia de la escritura, de escribir con las menos faltas de ortografía posibles, porque a todos siempre se nos "cuela" alguna falta donde menos lo esperamos, y todo lo que escribáis, todo, siempre va a haber alguien que lo lea, y es preferible que esté lo mejor escrito posible, ¿verdad, seño?


Observaba sus caras, sus reacciones, y por lo que podía adivinar, al menos no les estaba aburriendo...


- No os canso más, chicos, paso a leeros el relato, se titula " Como cada lunes ".


"Cada lunes se venía a la carpintería con aire dicharachero. Modestino tenía el rostro marcado por los años y el trabajo de toda una vida..."


Mi sorpresa fue cuando, al mirar por encima del texto que tenía en mis manos, les veía sacar un cuaderno y un lápiz y de vez en cuando apuntaban algo, y según avanzaba en la lectura, veía como en alguno de ellos empezaba a aflorar alguna lágrima, que yo mismo a duras penas logré reprimir.


Finalizada la lectura del relato, llegaron unos aplausos espontáneos, que esta vez sí, me emocionaron y me colmaron de ilusión y orgullo. En sus ojos se podía leer lo que estaban deseando hacer, empezar a preguntar, y sin más dilación, comenzaron a bombardearme por todos los flancos, qué significa dicharachero, pinchotero, pelvis, herencia, ebros, darle a la vara...


Después de aclaradas las dudas llegaron las preguntas que traían preparadas de casa, qué te dieron de premio, porqué escribiste el relato, qué sentiste cuando se murió el hombre, te alegraste cuando te dieron el premio... 


Una vez contestadas todas las cuestiones, vino la pregunta que más me impactó, y que puedo asegurar que la niña que me la hizo la traía preparada de casa, ya que pude ver el papel donde llevaba sus preguntas, y que paso a contaros.


-¿ Porqué eres tan guapo ?.
-El que lo es, lo es. - contesté.

13 comentarios:

Anónimo dijo...

Jaja, que bueno Miguel Angel, el que lo es, lo es, di que sí. Muy emotivo tu relato de lo vivido en la escuela. Pilar G.

fus dijo...

Un relato magistral donde has conjugado la realidad con tu fantasìa y has sabido engancharlos para que ellos se hagan su propio relato sin saberlo.

un fuerte saludo

fus

Daniel Rubio dijo...

Ere como el Jonan, EL PUTO AMO!!

Un abrazo campeón.

mientrasleo dijo...

Como siempre, colega, un relato muy emotivo de un momento que recordarás durante muchísimo tiempo.
No te he preguntado.. no hubo nadie con una cámara?
Besos

Miguel Angel Zambrano dijo...

Hola colega, al final no hubo foto, me hubiera gustado, pero no le dije nada a la maestra, no sea que saliera algún menor y alguien se molestara, como me aconsejaste. Gracias por el comentario y un beso

Kericolo dijo...

Yo creo que has pasado por una de las pruebas más difíciles de superar para un escritor y para cualquier persona...enfrentarse a las preguntas de esos locos bajitos...y lo has hecho genial...un saludo

mientrasleo dijo...

Te queda el recuerdo, que en realidad es lo bueno. Yo una vez me llevé dibujos, que guardo aún :)

Hexaquisicosaedro maclado dijo...

Waw! Escribes muy bien. ¿Has pensado en dedicarte a la escritura? Ojalá yo escribiese mejor de lo que escribo, que soy un poco patosa con las expresiones. Aunque también he de decir que intento mejorar, por ejemplo: para obligarme a escribir bien, me he presentado al concurso de "librorrelatos" aunque no gane nada jajaja.

Bueno, que sólo he venido a darte ánimos: sigue escribiendo! Es genial que alguien como tú dedique un pequeño tiempo a escribir para transmitir esas sensaciones tan bien como lo haces tú.

inmarabi dijo...

miguel vas atener que dejar el martillo, las putas y las maderas y dedicarte al final a la escritura y literatura que cambio verdad tu si que vales muy bueno

Miguel Angel Zambrano dijo...

Inma, las putas es un género que todavía no he tocado, nunca se puede decir de éste agua no beberé, pero de momento, no, jajajaja. Para aclararlo, ella quería decir puntas, por aquello de que soy carpintero. De todas maneras, gracias por tu comentario.

mamen matamoros dijo...

Pocas veces te veo nervioso , porque no lo eres.....en esta ocasión sí,jaajaja la entrevista con los peques era una prueba dura los amigos de Eva uyuyy et voilá ,salió todo perfecto ,prueba superada¡¡¡¡¡

Elena dijo...

Muy bonita la experiencia!!!
Gracias por la aclaración Miguel, estaba empezando a preocuparme, jajajajaja

Miguel Angel Zambrano dijo...

y encima fue mamen la que se dió cuenta de lo que ponía jajaja